• Proveedores
  • Acceso Externo
Media

Gestamp supera el semestre más duro de su historia ante el COVID-19

Una de la plantas de la multinacional de componentes para vehículos.
Una de la plantas de la multinacional de componentes para vehículos.

Reportó ingresos y EBITDA durante el primer semestre de 2020 de 3.045 millones de euros y 216 millones de euros, respectivamente

30.07.2020

Gestamp, compañía multinacional especializada en el diseño, fabricación y desarrollo de componentes metálicos para la industria de la automoción, ha presentado hoy sus resultados correspondientes al segundo trimestre y el primer semestre de 2020, en los que la compañía reaccionó rápidamente a una disrupción sin precedentes del mercado debido al COVID-19 y ha acreditado contar con un modelo de negocio flexible y resiliente.

El segundo trimestre de 2020 ha sido el período más difícil para el sector automovilístico y la economía mundial en los últimos 75 años, con una caída de los volúmenes de producción global de vehículos ligeros del -45%. Durante el segundo trimestre de 2020 y a pesar del descenso en la actividad, los ingresos de Gestamp ascendieron a 1.034 millones de euros y el EBITDA alcanzó los 23 millones de euros.

La compañía ha experimentado dos meses desafiantes durante el segundo trimestre (abril y mayo) debido a la disrupción experimentada en prácticamente todas las geografías donde opera como consecuencia de la pandemia del COVID-19. De hecho, durante semanas, la producción de las plantas ha sido prácticamente inexistente, ante el derrumbe del mercado.

Gestamp reportó ingresos y EBITDA para el primer semestre de 2020 de 3.045 millones de euros y 216 millones de euros, respectivamente. El resultado neto fue de -120 millones de euros.

Durante este período, Gestamp ha demostrado una capacidad de resiliencia y un modelo de negocio flexible, siendo capaz de ajustar su base de costes en 351 millones de euros en el primer semestre del ejercicio frente al mismo periodo de 2019, mejorando su apalancamiento operativo hasta el 19% en el segundo trimestre.

Todo ello se ha hecho con el máximo foco en la protección de las personas, la contribución a la sociedad y el servicio a nuestros clientes. Además Gestamp ha realizado un significativo esfuerzo para mejorar la flexibilidad financiera, incluyendo la gestión del capital circulante y un estricto control del capex, lo que ha permitido contar con una mayor liquidez que la existente a finales del año anterior.
 


En línea con los informes de analistas del sector, se prevén mejores niveles de actividad en la segunda mitad del año, tal y como reflejan los niveles de producción experimentados por Gestamp a lo largo del mes de julio. La compañía mantendrá la flexibilidad de sus costes operativos durante todo el año para mitigar la caída de la actividad.

Plan de Transformación de Gestamp

Gestamp acometerá un plan de transformación para adaptar su estructura de costes y consolidar la eficiencia operativa tras un período de fuerte inversión, preparándose para los próximos ejercicios en los que los volúmenes del mercado automovilístico anteriores a 2019 no se recuperarán hasta el año 2024, según las últimas previsiones de la consultora IHS. El plan de transformación tiene como objetivo aumentar la eficiencia del Grupo absorbiendo la caída de las ventas y mejorando significativamente el margen EBITDA en 2022 con un coste estimado de 103 millones de euros, de los cuales 90 millones serán de caja y 13 millones de impacto no monetario.

Entre otras acciones, este plan incluye un ajuste de la plantilla en Europa Occidental y América para adaptarse a menores volúmenes, una racionalización y consolidación de la presencia en Reino Unido con los cierres de plantas anunciados y la reducción de los gastos de mano de obra en Alemania. Las capacidades de matricería (‘tooling’) se reducirán dadas las perspectivas del mercado y la estructura de costes de la sede corporativa se reducirá.

El presidente ejecutivo de Gestamp, Francisco J. Riberas, declaró: "Reaccionamos ante la disminución de ingresos y hemos podido demostrar nuestra flexibilidad y resistencia. Gestamp ha mantenido siempre una tendencia de alto crecimiento en las ventas acompañando a un mercado automovilístico en expansión. El escenario actual es diferente y necesitamos adaptar nuestra estructura de costes y consolidar nuestras operaciones tras un período de elevada inversión y crecimiento. Somos un jugador de largo plazo".

"Gestamp ha mantenido su comunicación continua con todos los clientes a lo largo de la pandemia y preservaremos esta relación estratégica que, de hecho, permanece intacta, ya que hemos recibido importantes nuevas nominaciones durante este período. Seguiremos centrándonos en mantener nuestros esfuerzos para ofrecer soluciones para el mercado de vehículo eléctrico, así como el resto de tendencias en la automoción", añadió Riberas.

Documentación

zip
5,4 MB

Galería

Gestamp ante el COVID-19